Ya puedes comprar un coche en una máquina como si fuera un refresco

Y lo mejor es que no necesitas traer cambio

Si creíste que lo más cool que puedes comprar en una máquina expendedora son unos audífonos, estás muy equivocado, porque la distribuidora estadounidense Carvana construyó una máquina dispensadora gigante (que de hecho es un edificio de 5 pisos en Nashville, Tennessee) desde la cual vas a poder "comprar" un coche en cuestión de minutos como si compraras un refresco. -bueno, casi-.

Como te podrás imaginar, sería muy desesperante pagar un coche con el cambio que traes en la cartera. Por eso, el proceso de compra tiene cierto truco, ya que la máquina no acepta ni dinero en efectivo ni tarjetas de crédito, sino una monedota especial que desbloqueará el pedido (es en serio).

El proceso de compra se lleva a cabo desde un sitio web y la gran máquina expendedora sólo tiene la función de entregar el coche previamente pagado.

"La experiencia en sí es exactamente como la experiencia de una máquina expendedora” comentó Ernie Garcia, CEO de Carvana. “El cliente incluso recibe una moneda gigante personalizada que deja caer en una ranura.”

De todas formas, este podría ser un buen comienzo para imaginar la manera en que podamos comprar vehículos en el futuro. Compra y papeleo a través de Internet y entrega inmediata cuando el pedido esté listo. Esperemos que el coche no se quede atorado en la máquina en alguna parte del proceso...

Deja tu comentario

Nuevo

  • Nuevo

  • Trending

  • Lo Mejor

Subir