Smartphones

5 razones por las que no deberías reemplazar tu iPhone actual

Los nuevos iPhone 8, 8 Plus y X nos han sorprendido, pero ¿en verdad es necesario cambiar de modelos?

Este martes, Apple sorprendió con sus nuevos productos en su Keynote anual: probablemente, los anuncios que más captaron tu atención fueron los nuevos iPhone 8, 8 Plus y X.

Sin embargo, como podrás haberte dado cuenta, estos nuevos teléfonos no serán baratos: a pesar de esto, es importante percatarnos que, probablemente, no necesitemos cambiar nuestro teléfono todavía. A continuación, te mostraremos 5 razones por las que no es necesario reemplazar tu iPhone actual.

1. Los nuevos modelos siguen sin tener jack para tus audífonos

Desde la generación pasada de iPhones, Apple tomó una decisión un tanto extraña: deshacerse de la conexión para audífonos. Aunque todavía es posible utilizar auriculares con conexión regular a través de un adaptador de cable Lightning, esto puede ser un tanto incómodo para ti: puede que Apple decida nunca regresar esta porción de hardware, pero siempre se vale soñar.

2. No necesitas el nuevo iPhone para utilizar carga inalámbrica

Aunque ha estado disponible por cierta cantidad de tiempo para los smartphones Android, la carga inalámbrica es una función extremadamente novedosa, y podrá ser utilizada con los nuevos iPhone, AirPods y el nuevo Apple Watch. Sin embargo, ¿qué pasaría si te dijéramos que no es necesario comprar uno de estos nuevos teléfonos para poder cargar tu iPhone de forma inalámbrica?

Así es: a través de stickers o fundas especiales, es posible utilizar carga inalámbrica: al añadir compatibilidad con Qi, el principal estándar de carga por inducción, podemos utilizar este método de carga de forma simple y considerablemente más barata que los nuevos modelos de Apple.

3. Es fácil hacer que tu smartphone luzca como nuevo

Si no hay ningún problema con la batería o pantalla de tu iPhone, es bastante probable que quieras comprar un nuevo teléfono simplemente para sentir que nuestro teléfono es nuevo.

No obstante, es extremadamente simple mejorar nuestro teléfono: si tienes problemas con tu batería, solo necesitas pagar una nueva. Adicionalmente, si compras una nueva funda es posible hacer que tu teléfono se sienta como otro dispositivo.

Finalmente, cuando la actualización del sistema operativo, iOS 11, se encuentre disponible para descargar, la interfaz y nuevas funciones nos harán sentir que tenemos un iPhone relativamente nuevo.

4. Las nuevas funciones pueden tener problemas

Aunque Apple probablemente ha probado sus nuevos funciones, como la previamente mencionada carga inalámbrica o Face ID, de manera extensiva, existe la posibilidad de que estas no funcionen correctamente. Esto puede ser resuelto fácilmente: si esperamos a reseñas en un futuro, será posible determinar si las ventajas superan las posibles desventajas antes de decidir si queremos o no un nuevo smartphone.

5. Los precios disminuirán... eventualmente

Cada año, Apple disminuye los precios de venta de sus smartphones: esta vez, por ejemplo, bajó el precio del iPhone 7 de $649 USD a $549 USD y el del iPhone 7 Plus de $769 USD a $669 USD. Así como mencionamos en el punto anterior, ser paciente puede resultar ser beneficioso para nosotros: aunque la reducción de precio toma un poco más de tiempo, eventualmente podremos comprar estos teléfonos a un precio menor si en verdad los queremos.


¿Qué piensas sobre estos tips? ¿Crees que existen otros puntos a favor de mantener nuestros actuales smartphones? ¡Déjanos tu opinión en los comentarios!

Deja tu comentario

Nuevo

  • Nuevo

  • Trending

  • Lo Mejor

Subir