Tecnología

El primer tweet de la historia se vendió por $2.9 MDD

La era de los NFT ha comenzado

Hace unas semanas te hablamos de la venta de artículos digitales denominados NFT, los cuales son ítems alojados en la web y que pueden ser comprados como obra de arte. En ese momento, el que NFT que más resaltaba fue el tweet que inauguró la red social Twitter que se puso en subasta. Ahora, la subasta terminó y el objeto intangible se vendió por $2.9 MDD a un empresario de Malasia.

El comprador es Sina Estavi, quien es el director ejecutivo de la firma tecnológica Bridge Oracle. El tweet fue comprado con la criptomoneda Ethereum, la cual es aceptada en la plataforma Valuables donde se puso a subasta la publicación de Dorsey que inauguró Twitter. Para garantizar la compra del tweet, se realizó la transacción como un NFT (Token no Fungible), el cual es un certificado digital único que declara que el dueño es Estavi, y no puede ser duplicado ni falsificado, ya que se vale del blockchain para su autenticación.

El certificado incluirá una firma digital verificada por Jack Dorsey y también los metadatos del tweet original. En estos datos se incluye información como: el tiempo en el que el tweet fue publicado y el texto contenido. De acuerdo con el Estavi. “¡Este no es sólo un tweet! Creo que en años posteriores la gente se dará cuenta del valor real de este tweet, como la pintura de la Mona Lisa”.

Por su parte, Jack Dorsey declaró que el dinero obtenido por la subasta se donó a la asociación Give Directly, la cual apoya a comunidades en situación de pobreza en África:

Como se mencionó en la nota anterior, los NFT no se limitan a publicaciones, pues pueden ser cualquier elemento en la web que pueda considerarse de valor. Por ejemplo: los artistas digitales podrían vender sus obras y sus derechos al mejor postor, así pueden obtener un ingreso superior al de los anuncios y otros modelos de monetización en línea.

¿Qué te parece la noticia, comprarías un NFT?

Deja tu comentario

Nuevo

  • Nuevo

  • Trending

  • Lo Mejor

Subir